Blog

Soy libre y no esclava en la profesión más antigua del mundo

Miradas y rechazo hacía la profesión más antigua del mundo

El oficio más antiguo del mundo. Para algunos sí y para otros no. Hay mucha mirada de pena, de tristeza e incluso de rechazo hacia nosotras y nuestra profesión. No es necesario, créanme. Todas las profesiones tienen sus cosas buenas y sus cosas malas y no en todos sitios están igual de tratadas, pagadas o divertidas.

Trabajar de camarera en un hotel de cinco estrellas no es la mismo que hacerlo en una bar de carretera. Un taxista que lleva un Mercedes no va igual de cómodo que otro que lleva un Seat Panda sin aire acondicionado. Y una ejecutiva estresada puede sufrir mucho más que yo en un día intenso de trabajo.

Feliz con mi trabajo

¿Por qué os digo esto? Porque estoy más que harta de que nos pongan a todas en el mismo saco. Yo soy feliz haciendo el trabajo que hago. Nadie me obliga, nadie me maltrata y no soy drogadicta: os lo prometo.

Me siento bien pagada, me gusta el buen sexo y quiero seguir haciendo este trabajo el tiempo que mi cuerpo y mi mente me lo permitan. El día que a mi cabeza no le guste lo que hace mi cuerpo, lo voy a dejar. O el día que mi cuerpo ya no esté a la altura de las circunstancias, me dedicaré a otra cosa.

Soy libre y nunca me he sentido esclava de nadie ni obligada a hacer cosas que no he querido. Es verdad que en nuestra profesión hay chicas maltratadas, esclavizadas, mal pagadas y que lo hacen por pura necesidad. Eso es muy triste y hay que denunciarlo.

Soy libre y no esclava en la profesión más antigua del mundo

Esclavitud Sexual Vs Comercio Libre

Pero no es nuestro caso. Hay que diferenciar entre esclavitud sexual y el comercio libre de nuestro cuerpo. No se puede juzgar, criticar o criminalizar a las personas que actúan libremente sin ninguna coacción.

Nosotras somos damas de compañía, hablamos muchos idiomas, estamos muy sanas y la mayoría tenemos estudios superiores. Nos gustar nuestro trabajo porque sabemos dar placer y tenemos mucha psicología a la hora de tratar con ciertas personas. Muchos caballeros vienen a nostras porque necesitan hablar, compañía o alguien que les haga sentir deseados.

El mundo está lleno de personas infelices que llenan las salas de los psicólogos o de las tarotistas sin poder resolver sus problemas. En el fondo todos queremos lo mismo: que nos quieran y que nos escuchen.

La profesión: la prostitución en la antigüedad

Os dejamos este audio que hemos rescatado por Internet y que, precisamente, habla de este tema. Una conversación interesante.

 

¿Hay algo más bonito que dar amor? Yo adoro mi profesión y entiendo que el sexo es algo tan natural y necesario como comer o beber. Si no fuera así, ¿porque sería la nuestra, la profesión más antigua de la historia?



Nuestros últimos tweets

Newsletter
Contacto

Calle Comte d'Urgell, 149

08036, Barcelona (España)

+34 620 28 29 23

+34 620 282 923
BarcelonaEscorts